dolor muscular - sarcopenia

Hablaremos de la Sarcopenia, se trata de la pérdida de masa muscular asociada a la edad acompañada de la perdida de función (inactividad física, disminución de la movilidad…).

Además de repercutir en la movilidad e independencia física, la sarcopenia causa problemas metabólicos (regulación de la glucemia, afección de la estructura ósea, niveles proteicos, regulación térmica…).

El músculo esquelético sufre importantes cambios: disminuye su masa, es infiltrado con grasa y tejido conectivo, disminuyen sus unidades motoras (células musculares) y el flujo sanguíneo. A nivel subcelular (dentro de la célula) hay daño por estrés oxidativo, perdida de función mitocondrial, acumulación de lipofuccina, error al formar proteínas relevantes para la formación de miofibrillas (fibras musculares), entre muchos otros.

¿POR QUÉ SUCEDE?

¿COMO PODEMOS remediARLO?

No existe una causa clara para el inicio de la sarcopenia, destaca la actividad hormonal y molecular característica: reducción de la hormona de crecimiento, problemas con la insulina y los andrógenos, mecanismos pro-inflamatorios evidenciados por la presencia aumentada de interleuquina-6 y de factor de necrosis tumoral alfa (TNFα). Se ha planteado también que la disminución de la fuerza muscular y la reducción de la masa muscular participaría en el inicio de esta patología, está asociada a la reducción de las fibras musculares y a la denervación de las unidades motoras, reinervadas por neuronas más lentas.

Una alimentación adecuada puede tener beneficios en el desarrollo de esta enfermedad.